Como estamos en época de luces y villancicos, es el momento en que muchos de tu equipo quieren aprovechar para pedir vacaciones. Sea porque los niños no tienen colegio, o porque uno se quiere ir a surfear en Australia, tú como jefe tienes que gestionar que todos salgan contentos.

Pocas empresas cuentan con personal extra o tienen un presupuesto destinado para empleados temporales que cubran las plazas durante las vacaciones del equipo. Si este es el caso de tu empresa, te damos 4 consejos para organizar las vacaciones de tu equipo para que todos tengan la oportunidad de desconectar y volver al trabajo con más ganas de enfrentar cada proyecto con buena actitud.

1. Reasigna las tareas y busca el equilibrio

Uno de los problemas cuando se van varias personas de tu equipo de vacaciones es que todo entra en caos porque significa que el resto del equipo estará cargado de tareas. Para poder manejar las fluctuaciones de peticiones de vacaciones, asegúrate que tu equipo colabore más, trabajaréis mejor si se reparten las tareas de manera regular. Además, un cambio de tareas facilita una variación de ritmo, lo cual no les vendrá mal a tus empleados.

 

2. Coordinad las vacaciones de manera colectiva

Aunque seas jefe, no tienes porqué asumir todo el peso de elegir cuándo y quién tiene vacaciones. Procura que la decisión de repartir vacaciones sea una decisión colectiva. Enfatiza que valoras las vacaciones y quieres que todos disfruten de ellas para evitar que nadie sienta resentimiento.  El hecho de que todo el equipo participe en tal proceso para llegar a una solución, hará que se repartan las vacaciones equitativamente.

 

3. Considera un sistema de turnos

Crea una lista para determinar quién elige sus días de vacaciones. Al año siguiente, los que estuviesen en la primera posición irán al final de la lista, etc. y así a todos les tocará elegir de primeros en alguna ocasión.

 

4. Ten en cuenta otras formas de descansar

Cada persona es diferente con sus propias necesidades, intereses particulares y forma de relajarse. Por lo tanto, piensa que puedes ofrecer a tus empleados la mayoría de los mismos beneficios de las vacaciones a lo largo del año. Habla con cada empleado para descubrir en qué puede beneficiar y cómo eso puede coincidir con los intereses colectivos del equipo. Quizás a alguien de tu equipo le va mejor pedir un día libre cada mes para poder ir a la montaña, en lugar de irse 2 semanas enteras de vacaciones. Así tus empleados se sentirán más animados para dar nuevas ideas y mantenerse frescos.

Evita salir corriendo por el estrés que te pueda surgir al organizar las vacaciones de tus empleados. Que la palabra “vacaciones” transmita lo que debería ser: tranquilidad. Sigue los consejos de arriba y asegúrate que cada empleado tenga las vacaciones que se merece, ¡incluyéndote a ti mismo!

Enseña cuánto te importa el bienestar de tus empleados y atrae nuevos talentos a través de InfoJobs.

Publica tu oferta

InfoJobs no valida los comentarios que publican los usuarios en esta sección. Confiamos en el sentido común de cada uno. Si detectas algún mensaje que no cumpla con nuestras normas de uso avísanos.