Uno de los mayores problemas con el que se encuentran las empresas hoy en día con respecto a sus trabajadores es la falta de motivación laboral. Los motivos que llevan al trabajador a una situación de desmotivación laboral pueden ser diversos. Puede ser culpable la rutina, el estancamiento profesional o el mal entendimiento con el equipo. En esta situación, ambos salen perjudicados: tanto la empresa, como el trabajador.

Pero, ¿en qué se traduce la falta de motivación? El resultado es un estancamiento productivo. Puesto que el trabajador rinde menos, la empresa es menos productiva. No se crean nuevos proyectos, nuevas ideas y se llegan a perder los métodos de trabajo. Para ello, aquí os mostramos varias claves para revertir esta situación y volver a trabajar como un equipo motivado.

 

¿Qué es la motivación laboral?

Concretamente, llamamos motivación laboral a las capacidades que tiene una empresa para mantener un constante estímulo positivo sobre sus empleados en relación a las actividades que éstos ofrecen a la compañía.

Es esencial para lograr la motivación que los objetivos que se marca una empresa estén relacionados con los que se marca el trabajador. Es decir, que la empresa y sus empleados, sean conscientes de que reman en la misma dirección porque, de esta manera, las expectativas de ambos estarán cubiertas.

Un factor a tener en cuenta es que no todas las personas somos iguales, por lo tanto, la motivación laboral irá siempre ligada a la edad del trabajador y a diversos factores culturales y sociales. Es por esto que la motivación laboral no depende exclusivamente del trabajador, sino también de la empresa para la que trabaja.

Motivación laboral: Cómo motivar a los empleados

 

Claves para lograr la motivación laboral

Conseguir un el bienestar laboral del trabajador es la clave para obtener el mayor rendimiento profesional pero, ¿las empresas realmente se comprometen a mejorar la situación de sus trabajadores? Realmente no todas hacen lo suficiente y esto impide conseguir la motivación laboral en los empleados. Además, gran parte de las veces que el trabajador no se siente bien tratado aparecen los casos de estrés y depresión.

Esta situación se puede revertir. Para ello, la empresa debe ser consciente de las metas que tiene el trabajador como profesional y emplear sus recursos en esa dirección. Además de la empresa, el trabajador desempeña un papel fundamental y debe tomar cartas en el asunto para revertir la situación.

Para lograr un cambio real y conseguir la motivación laboral, el empleado debe ser más participativo y debe mostrar su entrega en cada proyecto, no solo por la empresa, sino pensando en su desarrollo profesional. También es realmente útil mantener una buena relación con los compañeros y hacer equipo. Confiar en el compañero es dar pasos de gigante en cuanto a eficiencia y motivación laboral, pero, sobre todo, el trabajador debe confiar en sí mismo. Valorar las cualidades propias hace que el trabajador sea más efectivo.

Por otro lado, aunque no parezca tan importante, es clave para la motivación laboral crear un espacio de trabajo cómodo. En puesto de trabajo se pasan muchas horas y es primordial crear un entorno agradable.

 

¿Qué pueden hacer las empresas para motivar a sus empleados?

Hasta el momento, hemos visto en mayor medida lo que pueden hacer los candidatos o trabajadores para lograr la motivación laboral pero, ¿qué hay de las empresas? Las empresas tienen en sus manos diferentes recursos que pueden ser realmente útiles para mantener la motivación de sus trabajadores.

1. Dar autonomía

Se trata de que el trabajador pueda decidir de manera autónoma la distribución de su jornada laboral, con el fin de realizar las tareas del modo que a él le sea más conveniente, sin tener que someterse a un control estricto de sus superiores. Su única obligación es conseguir los objetivos que le marca la empresa cumpliendo el calendario.

2. Flexibilidad de horarios

Cada vez, la organización de la jornada laboral depende más del trabajador que de la empresa. En esto consiste la flexibilidad de horarios: en adaptar la jornada laboral al trabajador y no a la inversa. De esta manera, la compañía podrá conseguir una plantilla más comprometida.

3. Conciliación familiar

La conciliación familiar es un valor que, con los años, ha tenido más importancia sobre los trabajadores. Para la mayor parte de la sociedad es importante disponer de tiempo para la familia. Es indispensable que los padres puedan disponer de tiempo para sus hijos y que la jornada laboral les permita conciliar.

4. Plan de carrera

Es una de las prácticas que más están utilizando las grandes empresas de este país. Cada día hay más jóvenes formados con carreras, masters y miles de cursos que no encuentran su oportunidad. Y no la encuentran porque, normalmente, las compañías buscan candidatos con experiencia previa. Pues bien, un plan de carrera consiste en formar a un trabajador en la propia empresa. De esta manera, el trabajador adquiere la confianza y formación necesaria para conseguir, en pocos años, un puesto de responsabilidad en la compañía.

Las claves que has podido encontrar en este post, pueden resultar útiles de cara a darte el último empujón para que logres la motivación laboral pero, realmente, la clave está en ti. Valórate, cree y demuestra lo que eres capaz de hacer. El trabajo es futuro. ¡Motívate!

¿Quieres motivar a tus trabajadores? ¡Descarga esta guía!

Guía para motivar y retener talento

InfoJobs no valida los comentarios que publican los usuarios en esta sección. Confiamos en el sentido común de cada uno. Si detectas algún mensaje que no cumpla con nuestras normas de uso avísanos.